Efecto Metabólico de Pequeñas Comidas Consumidas Regularmente - adelgazar

Efecto Metabólico de Pequeñas Comidas Consumidas Regularmente – adelgazar

Uno de los intereses de las personas que realizan ejercicio físico es el bajar de grasa corporal, sabemos que tanto el ejercicio como la nutrición son de primordial importancia, dentro de la nutrición no basta con cuidar la cantidad de calorías que ingerimos, investigaciones recientes nos indican que la frecuencia de consumo es muy importante, los nutriólogos recomendamos ingerir pequeñas porciones de alimento durante el día en lugar de dos o tres comidas grandes.

Investigaciones realizadas en el Instituto de Investigación Clínica de la Escuela de Ciencias Biomédicas del Queen´s Medical Centre de la Universidad de Nottingham en el Reino Unido nos indica la trascendencia de llevar un patrón de alimentación.
Se estudiaron la termogénesis, es decir la cantidad de calorías que produce el cuerpo, colesterol total y el colesterol de baja densidad (LDL) en mujeres con obesidad sin problemas de salud, en las cuales su alimentación se fracciono en varias tomas durante el día (6 tomas) y sin modificación de la cantidad total de calorías en el día, y se compararon con el consumo de alimento en fracciones desordenados durante el día, es decir en el patrón desordenado a veces se consumían 3 comidas, a veces 6, o 4 y sin modificar la cantidad total de calorías.

Se vio que las mujeres que llevaban una alimentación ordenada, en este caso 6 comidas al día de forma regular presentaron una termogénesis posprandial (aumento de la tasa metabólica después del consumo de alimentos) mayor, lo cual es favorable, ya que a mayor termogénesis mayor gasto de calorías, esta termogénesis fue por el efecto térmico de los alimentos (ETA), el ETA provee un efecto de saciedad, también se midió en ayunas el colesterol total y el LDL ambos fueron menores en el grupo de comida ordenada, la glucosa y la insulina en ayunas no se vieron modificadas en ninguno de los dos grupos, pero la concentración de insulina posprandial (después del consumo de alimentos) fue menor que en el grupo que comió de forma irregular, esto también es favorable ya que las elevaciones de insulina tienen entre algunos de sus efectos el favorecer la acumulación de grasa en el tejido adiposo.

En resumen del estudio: El ser ordenado al comer de forma regular pequeñas fracciones de alimento nos permite aumentar la termogénesis y controlar mejor el colesterol total y LDL, a su vez que mantiene control sobre la insulina al menos en mujeres con obesidad.

Cortesía de: Felipe de J. García López. Lic. en Nutrición. Maestría en Ciencias del Deporte. Certified Personal Trainer. e-mail: fgarciafitness@lycos.com

Referencias:
Parks EJ, and MA. McCrory. When to eat and how often?. American Journal of Clinical Nutrition. 2005,81:3-4.
Farshchi HR. et al. Beneficial metabolic effects of regular meal frecuency on dietary thermogenesis, insulin sensitivity, and fasting lipid profiles in healthy obese women. American Journal of Clinical Nutrition. 2005,81:16-24.

Google+

Anuncios